Pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato

¡Valora esta receta!
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (4 votos, media: 5,00 de 5)
Pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato

La Navidad es un momento ideal para preparar recetas un poco más elaboradas y especiales pero tampoco queremos complicarnos demasiado (el tiempo no suele abundar) y a ser posible que el bolsillo no se resienta demasiado, por eso se puede recurrir a ingredientes que, aunque solemos comer el resto del año, se pueden cocinar de forma que resulten atractivos y novedosos en el plato.

Esta receta de pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato no puede ser más navideña. Os aseguro que es una receta sencilla y con nuestro paso a paso os va a quedar un pollo perfecto, muy jugoso (incluso las pechugas!), sabroso, con la piel dorada y con un acompañamiento entre dulce y salado que no le puede sentar mejor.

El relleno está compuesto por un sofrito de puerros, manzana, boniatouvas frutos secos, pasas y jamón serrano, y ya solo con saber los ingredientes seguro que estás salivando. De guarnición, además del relleno, se hornean en el último momento unas zanahorias que quedan impregnadas con los jugos del pollo y le van ideales.

Si estás buscando recetas de carnes para Navidad, visita nuestra sección especial, seguro que te encantan recetas como la espectacular pularda rellena al horno con guarnición de patatas marinadas y zanahorias baby o el pollo al horno asado entero, muy jugoso y con piel crujiente. Siguiendo con las aves, si te encanta el pato como a mi es ideal esta receta de confit de pato con salsa Pedro Ximénez y puré de patatas y manzanas o el magret de pato con salsa de frambuesas, espárragos y setas.

Si optas por otras carnes pero también para ocasiones especiales, anímate a preparar recetas con cerdo, por ejemplo el plato estrella de la Navidad, el cochinillo al horno asado con la piel crujiente y carne jugosa y tierna, un bocado espectacular, o las espectaculares carrilleras de cerdo en salsa con puré de patatas cremoso, un codillo de cerdo asado al horno con patatas y súper jugoso, un lomo de cerdo relleno al horno con patatas, cebollitas, setas y espárragos, un solomillo de cerdo relleno al horno con manzana y salsa de cebolla al Oporto o el clásico solomillo Wellington al horno, recubierto de hojaldre.

Si prefieres la ternera no pierdas de vista esta receta de rabo de toro a la cordobesa, el entrecot de ternera con verduras cocinado a baja temperatura o sous vide con roner o el redondo de ternera en salsa al Oporto.

Si te gusta preparar recetas con cordero para ocasiones especiales, puedes optar por una deliciosa pierna de cordero al horno con patatas y uvas o bien estas paletillas de cordero lechal al horno con patatas, que se cocinan de forma muy similar a la pierna. También quedan geniales las chuletas de cordero lechal glaseadas con miel y vino tinto o el tournedó de cordero a la plancha con salsa de arándanos a la pimienta rosa y guarnición de setas y champiñones, que no es más que un filete de pierna de cordero deshuesado y enrollado para que tenga forma de filete.

 

Ingredientes para preparar pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato (6 personas):

  • 1 pollo. Mejor si es campero o similar, ya que tendrá más grasa y eso es fundamental para que quede muy jugoso. El mío pesa 2,5kg y es ideal para 6 personas. Suele venderse con el interior vacío y sin cabeza ni pies, pero si no es así pide en la carnicería que te lo hagan.
  • 50 ml de vino Pedro Ximénez u Oporto para inyectarle.
  • Aceite de oliva virgen extra, pimienta negra recién molida y sal.
  • 200 ml de vino, el que prefiráis pero mejor si alguno de los que utilizas está dulce. Yo suelo poner mitad de Pedro Ximénez y mitad de brandy o coñac o vino blanco, en esta ocasión ha sido mitad Pedro Ximénez y mitad vino blanco.
  • Para el relleno:
    • 1 puerro.
    • 1 boniato (unos 200 gr).
    • 1 manzana roja.
    • 40 gr de pasas sultanas o arándanos secos.
    • 100 gr de uvas sin pepitas.
    • 80 gr de jamón serrano picadito o en lonchas.
    • 80 gr de frutos secos a tu gusto. Yo he utilizado castañas y almendras.
  • Para la guarnición (ten en cuenta que el relleno también forma parte de la guarnición):
    • 6 zanahorias.
  • Instrumental:
    • Hilo de bridar.
    • Aguja para poder coser con el hilo de bridar.
    • Jeringuilla de farmacia con aguja fina.

 

Preparación, cómo hacer la receta de pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato:

  1. Lo primero que vamos a hacer es sacar el pollo de la nevera y lavarla bajo un chorro de agua fría tanto por dentro como por fuera. Sécalo bien con papel de cocina y déjalo en una fuente o plato hondo en el que quepa.
  2. Ahora vamos a preparar el relleno. Corta el tallo verde y las raíces del puerro, quítale la capa más externa y pícalo finito.
  3. Pela la manzana, retírale el centro con las semillas y córtala en tacos. Pela también el boniato y córtalo igual que la manzana.
  4. En una sartén con un poco de aceite y sal a fuego medio echa el puerro, la manzana y el boniato y saltea durante unos 10 minutos a fuego medio-suave sin que apenas lleguen a dorarse.
  5. Parte el jamón para que esté bien picadito, o si lo has comprado en lonchas córtalo en tiras finas.
  6. Para pelar las castañas lo que suelo hacer es hacerles un corte a lo ancho y las cocino en el microondas entre 1 minuto y 1 minuto y medio. Reconozco que dependiendo del tipo de castañas unas se pelan mejor que otras, pero así suele ser bastante sencillo.
  7. Añade las pasas o arándanos secos, las uvas, las castañas peladas, el jamón serrano y las almendras, y cocínalo todo junto durante 5 minutos.

    Relleno para pollo

    Preparamos el relleno para el pollo

  8. Precalienta el horno a 180ºC con resistencia arriba y abajo y ventilador. Si tu horno mantiene bien la temperatura sin ventilador puedes dejar solo las resistencias, el mío por ejemplo sí que lo necesita.
  9. Ahora toca rellenar el pollo. Con una cuchara ve introduciendo el relleno en su interior y presiónalo para que quede bien compacto y el pollo completamente relleno.

    Pollo relleno asado al horno

    Rellenamos el pollo

  10. Es el momento de utilizar la jeringuilla, no es que sea mi paso preferido pero es bien sencillo. Pon el  vino Pedro Ximénez en un vaso o recipiente y ve llenando la jeringuilla e inyectándola por todo el pollo, sobre todo por las pechugas aunque no olvides ni los muslos ni las alas. Esto le aportará aún más jugosidad y sabor.
  11. Para dejar el pollo relleno preparado para entrar en el horno solo nos queda coser la abertura para que el relleno no se escape, pasando la aguja con el hilo de un lado hacia el otro. Además le he atado los muslos para que no se separen demasiado del cuerpo.

    Como coser un pollo relleno

    Cosemos el pollo para que no se escape el relleno

  12. Ponlo en la bandeja en la que lo vayas a hornear, píntalo con aceite con ayuda de un pincel de cocina y salpiméntalo por todas partes.
  13. Añade los vinos en la bandeja pero no los eches por encima del pollo sino directamente en la bandeja.

    Receta de pollo asado al horno relleno

    Ya está el pollo listo para entrar al horno

  14. Coloca la bandeja con el pollo en el horno a altura media. Una medida que suele funcionar es que el pollo necesita unos 30 minutos de horno por cada 500 kg de pollo aunque yo diría que es un poco menos, así que en este caso estaremos cerca de las 2 horas más unos minutos finales de grill, así que ponte un temporizador cada 30 minutos para irlo regando con los jugos que va soltando en la fuente de horno.
  15. Ve vigilándolo porque si muy pronto se empieza a dorar la piel, cubre la bandeja por encima con papel de aluminio y que se siga cocinando.
  16. Pela las zanahorias y córtalas por la mitad.
  17. Cuando lleve 1 hora y media retira parte de los jugos (pero que la bandeja siga teniendo, que nunca se quede seca), pon las zanahorias dentro de la bandeja y si te había sobrado relleno también. Reserva los jugos para servirlos después en la mesa.
  18. El pollo ya lleva 2 horas horneándose, así que sácalo, sube la temperatura del horno a 200ºC y cuando la haya alcanzado destapa el pollo, introduce la bandeja de nuevo en el horno y deja que se dore, tardará apenas 5 minutos o incluso menos así que vigílalo bien. No le eches más jugos por encima porque el objetivo es que la piel quede crujiente.
  19. Sácalo todo del horno y deja que repose 10 minutos antes de trincharlo. Recoge sus jugos y júntalos con los que ya teníalos reservados. Caliéntalos en un cazo para que lleguen calientes a la mesa en una salsera.
  20. Cuando haya pasado el reposo retira los hilos para poder extraer el relleno y ponlo en un bol para servir en el centro de la mesa. Trincha el pollo y reparte las porciones entre los comensales.

    Pollo relleno al horno asado

    Así queda el pollo relleno al horno

 

Tiempo: 3 horas

Dificultad: media

 

Sirve y degusta:

Pon en la mesa la guarnición de zanahorias y el relleno, los jugos en una salsera y por último sirve en los platos de los comensales las porciones de pollo. Si te sobra carne o relleno ni se te ocurra tirarlo ya que se pueden aprovechar de mil formas, e incluso el jugo que queda lo suelo utilizar después para cocinar patatas, verduras o incluso para cocinar pollo a la plancha, le da un sabor muy especial.

Te aseguro que las caras en la mesa serán de asombro, solo así se consigue un pollo exquisitamente jugoso y el relleno con esa mezcla de sabores dulces y salados junto con las zanahorias son el acompañamiento ideal. Disfruta de este plato de auténtico… ¡escándalo!

Receta de pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato

Pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato

Como hacer pollo relleno al horno con guarnicion de zanahorias asadas, uvas y boniato

La piel del pollo relleno queda espectacular

 

 

Variaciones de la receta de pollo relleno al horno con guarnición de zanahorias asadas, uvas y boniato:

Puedes cambiar el relleno del pollo a tu gusto eligiendo otras frutas secas como orejones, frutos secos como pistachos o cacahuetes, e incluso cambiando el jamón serrano por bacon, ¡siempre queda espectacular!

De guarnición unas sencillas verduritas a la plancha o una buena ensalada también le van genial, sobre todo si incluyes esta receta en un menú con varios platos.

 

Consejos:

Hay mucha gente que le tiene cierto “miedo” a cocinar un pollo en casa porque piensa que no le va a quedar jugoso. Si sigues nuestro paso a paso te va a quedar genial, ya que además como cada media hora tienes que sacarlo para regarlo con los jugos, es el momento de vigilarlo y ver cómo va, intentando que la piel no se queme antes de tiempo. Si tienes dudas siempre puedes cortar un trocito de la pechuga que asoma por la zona cercana al cuello y comprobar si está bien hecha. Ten en cuenta que después deberás hornearlo unos minutos más a alta temperatura para que termine de dorarse y por último reposará un poco, así que si la pechuga está prácticamente hecha y jugosa, ya puedes completar estos pasos finales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

banner instagram @recetasdeescandalo

¿Aceptas las cookies? Leer política de cookies.

Aceptar