Albóndigas a la jardinera en salsa, ¡deliciosas!

4
75 min

No me gustaNo me convenceEstá bienMe gusta mucho¡De Escándalo! 80 votos¡Valórala!

Albondigas a la jardinera en salsa, deliciosas

Ingredientes para 4 personas

  • Para preparar las albóndigas de carne:
    • 500 g de carne picada (200 g de magro de cerdo y 300 de babilla de ternera). La mejor carne picada es la que tú eliges en la carnicería y te la pican en el momento, olvídate de las que ya están envasadas.
    • 1 huevo.
    • 50 g de miga de pan.
    • 100 ml de leche.
    • 1 diente de ajo.
    • Harina de trigo para rebozar.
    • Aceite de semillas para freír, y sal.
  • Para la salsa a la jardinera:
    • 2 dientes de ajo.
    • 1 cebolla.
    • 2 zanahorias.
    • 8 champiñones.
    • 2 cucharadas soperas de tomate frito o salsa de tomate.
    • 100 ml de vino blanco.
    • 500 ml de caldo casero, ya sea de pollo, de carne o de verduras. Si no tienes puedes utilizar agua, y si necesitas recetas aquí tienes la nuestra para el caldo de pollo casero y aquí la del caldo de verduras.
    • 150 g de guisantes en conserva.
    • Aceite de oliva y sal.

Quedan absolutamente deliciosas y además es una receta sencilla, tradicional, completa… ¡no se le puede pedir más! Lo mejor de todo es que las albóndigas van acompañadas de muchas verduras y eso siempre es un acierto. Aprende formarlas de forma sencilla y a dejarlas jugosas y riquísimas, con trucos además para dejar la salsa a tu gusto de espesor y para freír las albóndigas de la mejor forma posible y sin que absorban aceite.

Preparación, cómo hacer la receta de albóndigas a la jardinera

  1. Pon la miga de pan en un bol y vierte encima la leche. Remueve y aplasta para que se ablande.

    Pan y leche para las albondigas caseras
    Ablandando el pan con la leche
  2. Pela y pica el ajo muy muy finito, y añádelo al bol junto con la carne, el huevo y un poco de sal. Mézclalo todo bien hasta obtener una masa homogénea.

    Masa para albondigas
    Preparando la masa para las albóndigas
  3. Coge pequeñas porciones con tu propia mano o con la ayuda de dos cucharas, dales forma redonda y pásalas por harina. También puedes utilizar un sacabolas de helado pero sin llenarlo entero porque saldrían enormes, simplemente que se llene la mitad y, aunque hay que terminar de darles forma con la mano, ayuda mucho a sacar las porciones de forma sencilla ya que no quedan pegadas a él.
    Albondigas caseras
    Dándole forma a las albóndigas de carne

    Albondigas de carne
    Albóndigas de carne ya formadas
  4. Cuando estén todas las albóndigas listas, en una sartén honda o cazo añade abundante aceite y ponlo a fuego medio-fuerte y cuando esté caliente (queremos que esté a unos 170ºC) ve friendo las albóndigas en pequeñas tandas de 4 o 5 para que el aceite no baje de temperatura. Si se queman muy rápido baja el fuego y si tardan mucho en hacerse súbelo. Cuando veas que se han dorado un poco por fuera (suelen tardar unos 4-5 minutos), sácalas sin aceite con ayuda de una cuchara escurridora y colócalas en un plato con papel de cocina.

    Freir albondigas de carne
    Friendo las albóndigas en aceite bien caliente
  5. Ahora vamos con la salsa a la jardinera. Pela los dientes de ajo y la cebolla y pícalo todo bien finito.
  6. Pon una olla con un chorrito de aceite de oliva a temperatura media-baja y, cuando esté caliente, incorpora los ajos y la cebolla y un poco de sal y sofríelos hasta que empiecen a dorarse y removiendo de vez en cuando, tartará unos 10 minutos.
  7. Pela las zanahorias, córtalas por la mitad y después en trocitos.
  8. Limpia los champiñones de cualquier resto de tierra que puedan tener, córtales las raíces, pártelos por la mitad, añádelos a la olla junto con las zanahorias y cocínalo todo junto 3 o 4 minutos.

    Ingredientes albondigas a la jardinera
    Cocinamos las verduras de la salsa a la jardinera
  9. Incorpora la salsa de tomate y cocina 2 minutos más.
  10. Sube el fuego para que esté fuerte y echa a la olla el vino blanco. Espera 2 o 3 minutos hasta que el alcohol se haya evaporado.
  11. Añade el caldo a la olla junto con las albóndigas y cocínalo todo junto durante 15 minutos a fuego suave.
  12. Añade los guisantes a la olla y cocina durante 5 minutos más.

    Ya tenemos listas las albóndigas caseras a la jardinera en salsa
  13. Prueba la salsa por si tienes que rectificarla de sal.

    Como hacer albondigas a la jardinera en salsa, deliciosas
    Así quedan las albóndigas a la jardinera en salsa

Tiempo: 1 hora y 15 minutos

Sirve y degusta

Las albóndigas deben servirse siempre bien calientes pero pueden salir de la cocina recién hechas o bien reposadas del día anterior, algo que no les sienta nada mal. Puedes conservarlas en la nevera hasta 3 días si te sobran y también puedes congelarlas.

Es una delicia cómo quedan las albóndigas acompañadas de las verduras y la salsa, es de mis recetas preferidas con albóndigas ya que el conjunto les sienta fenomenal. Las albóndigas están tiernas y sabrosas y debes servirlas con una ración generosa de salsa y verduras, están de auténtico… ¡escándalo!

Receta de albondigas a la jardinera en salsa, deliciosas
Albóndigas a la jardinera en salsa, ¡deliciosas!

Variaciones

Hay casi tantas recetas de albóndigas como casas en las que se preparan y eso es genial ya que cada quien le da su toque personal. A mi me gusta que destaque el sabor de la carne pero también se puede incluir perejil o más ajo en la mezcla, y por supuesto se pueden elaborar de pescado y también de legumbres y verduras.

Para ir variándolas un poco puedes incluir en la salsa diferentes especias o hierbas para aportar un toque distinto cada vez, por ejemplo curry, pimentón, comino, orégano o albahaca.

Consejos

Diría que no hay muchos trucos para darle forma a las albóndigas y, aunque hay algunas herramientas para ir cogiendo las porciones, a la hora de darles forma de bola lo más sencillo es con las manos y por supuesto harina para que no se nos peguen y la bola quede con una forma compacta. También puedes ponerte guantes ya que aunque se pegan un poco da sensación de agilidad con la tarea. Eso sí, en cualquier caso, paciencia, cariño y la práctica es lo que mejor funciona.

Para saber cuando el aceite está a la temperatura correcta puedes contar con un termómetro de cocina pero si no lo tienes, echa una albóndiga y si ves que enseguida se dora o se quema deberás reducir la temperatura, pero si por el contrario tarda demasiado y apenas burbujea debes subir la temperatura para que las albóndigas no chupen un exceso de aceite y queden mal hechas y aceitosas.

Natalia Sala, la cocinera de Recetas de Escándalo

Me encanta cocinar, llevo haciendo recetas y experimentando con la cocina desde mi adolescencia, y no puedo resistirme ante sabores nuevos e innovadoras formas de tratar los alimentos. Mi gran momento de relax llega cuando puedo pasar un rato en la cocina preparando un nuevo plato.

Saber más sobre Natalia >>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio