Pollo al limón estilo chino

NataCarnes y aves, Cocina, Recetas FácilesDejar un comentario

¡Valora esta receta!
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (4 votos, media: 4,75 de 5)
Pollo al limón estilo chino

Cuando se menciona pollo y estilo chino, nada puede salir mal y se nos hace la boca agua. El pollo es una carne muy utilizada en asia para prepararla de infinidad de formas distintas, pero lo cierto es que siempre está exquisita. En este caso, el pollo al limón estilo chino es un plato súper sencillo y muy sabroso, aderezado por una salsa muy cremosa de limón que tendrás lista en pocos minutos.

El arroz basmati cocido es la guarnición ideal para este tipo de platos, o incluso unos fideos de arroz, ya que son igualmente fáciles de preparar y hacen que el plato sea mucho más completo. Deléitate con esta exquisita receta asiática que se sirve habitualmente en los restaurantes chinos que tenemos cerca 😉

 

Ingredientes para preparar pollo al limón estilo chino (4 personas):

  • 4 filetes gruesos de pechuga de pollo.
  • 3 cucharadas de salsa de soja.
  • 1 huevo.
  • 1 cucharada de almidón de maíz.
  • 1/2 cucharada de levadura química.
  • Para la salsa de limón:
    • 2 limones: uno para sacarle el zumo, y otro para cortarlo en rodajas.
    • 1 cucharada de almidón de maíz.
    • 50 gr de azúcar.
    • 300 ml de caldo de pollo (o 300 ml de agua y 1/2 pastilla de caldo de pollo en pastillas).
    • Sal.

 

Preparación, cómo hacer la receta de pollo al limón estilo chino:

  1. Lo primero es macerar las pechugas de pollo. Introdúcelas en un bol junto con la salsa de soja, mezcla bien, tápalo con papel film y déjalo reposar en la nevera 30 minutos.
  2. Para preparar la salsa, en un cazo grande (ya que como paso final deberás introducir el pollo en él) incorpora el zumo de limón, el almidón de maíz, el azúcar, el caldo de pollo, un poquito de sal y 4 rodajas de limón, y ponlo a fuego suave para que se vaya haciendo poco a poco. Si en algún momento se espesa demasiado, puedes añadir un poquito de agua y remover.
  3. Cuando las pechugas de pollo se hayan marinado, hay que empanar cada filete. Para ello, mezcla en un plato el huevo batido con el almidón de maíz y la levadura, y mientras pon una sartén en el fuego fuerte con el fondo lleno de aceite.
  4. Empana cada filete remojándolo bien en la mezcla, y a continuación añádelo a la sartén cuando el aceite esté muy caliente. Déjalo que se dore 2-3 minutos por cada lado, y reserva en un plato con papel absorbente para que suelte el aceite. Haz lo mismo con el resto de filetes.
  5. Introduce los filetes en la salsa de limón, que ya estará espesa, y deja que se sigan cocinando a fuego suave durante 5 minutos más, totalmente sumergidos.

 

Receta de pollo al limón estilo chino

Cómo preparar pollo al limón estilo chino

Tiempo: 20 minutos más 30 minutos de macerado del pollo

Dificultad: fácil

 

Sirve y degusta:

Esta receta es ideal para tomarla bien caliente y recién hecha, para notar todos los matices tanto de la salsa como del rebozado del pollo. Corta las pechugas en tiritas como en la fotografía y sírvele una a cada comensal, adornada con su correspondiente rodaja de limón.

Si has preparado guarnición a base de arroz, sírvela en un bol al centro de la mesa con una cuchara grande y que cada comensal la incorpore a su plato. Ah, y atrévete a comer con palillos, esta receta bien lo merece 😛

 

Variantes de la receta de pollo al limón estilo chino:

Puedes cambiar el limón por la naranja, y quedará igualmente espectacular. Eso si, ten en cuenta que la naranja aporta mucho dulzor, por lo que deberás añadir solamente el zumo de media naranja y menos azúcar del indicado para equilibrar los sabores.

También puedes sustituir el arroz basmati por unos deliciosos fideos de arroz, o incluso unos tallarines o noodles.

 

Consejos:

No tengas miedo a la hora de rectificar la salsa si no te ha quedado a tu gusto. Para el espesor, juega con el almidón de maíz y el agua para ir equilibrando. Igualmente, ajusta la cantidad de azúcar a tus preferencias, para ello puedes ir probándole y añadiéndole azúcar hasta que esté a tu gusto.


Escrito por

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *