Mejillones al vapor

NataAperitivos, tapas y pinchos, Cocina, Pescados y mariscos, Recetas de Navidad, Recetas FácilesDejar un comentario

¡Valora esta receta!
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
Mejillones al vapor

Uno de los aperitivos más sanos y sencillos de preparar, sin lugar a dudas. Siempre es un éxito sacar a la mesa unos mejillones al vapor, con su característico color naranja intenso y esa mezcla de mar, limón y pimienta que tan bien le sienta. Además ya de por sí es un producto que suele estar a buen precio, pero si quieres ajustar aún más, puedes cocinar unas clóchinas (básicamente son como los mejillones pero más pequeños, típico de Valencia) de la misma manera.

 

Ingredientes para cocinar mejillones al vapor (un buen aperitivo para 4 personas):

  • 1 kg de mejillones o clóchinas.
  • 1/2 limón.
  • Una cucharadita de postre de pimienta en grano.
  • 4 dientes de ajo.
  • Aceite de oliva.
  • Importante! NO lleva sal, los mejillones ya la incorporan con su jugo 😉

 

Preparación, cómo hacer mejillones al vapor:

  1. Limpia los mejillones. Golpea con un cuchillo los crustáceos que pueda haber en su concha, si es que son muy numerosos. Retira los filamentos externos bien con unas tijeras, o tirando con un cuchillo hacia abajo. Límpialos bien bajo el chorro de agua fría.
  2. Selecciona los que siguen vivos, porque el resto debes desecharlos: si al golpearlos no se cierran, o si tienen la concha rota, tíralos.
  3. Parte la mitad del limón en cuartos, y machaca un poco los ajos.
  4. Introduce los mejillones en una olla o cacerola, añadir un chorrito de aceite de oliva, los 4 dientes de ajo, la pimienta y el limón.
  5. Mantén a fuego fuerte durante 10 minutos, y la olla tapada.
  6. Pasado el tiempo, aparta del fuego. Ya están listos! Si ha quedado alguno cerrado después de haberse cocido, deséchalo también.

 

Tiempo: 25 minutos

Dificultad: fácil

 

Sirve y degusta:

Puedes servirlos directamente en la olla en la que los has cocinado, porque así se mantienen bien calientes. O si lo prefieres, ponlos en un bol y saca además otro plato o recipiente para ir depositando las conchas. En el fondo quedará ese sabroso y salado caldito de los mejillones, aprovecha y con la mitad de una concha, coge un poco de ese jugo y bébelo… está de escándalo!!

 

Variantes de la receta de mejillones al vapor:

Los mejillones al vapor se pueden cocinar con diferentes acompañamientos. Uno muy popular es con hojas de laurel y un chorrito de vino blanco, también queda genial.

También puedes añadir una salsa verde a base de aceite de oliva, perejil, ajo y zumo de limón que resulta exquisito.

 

Consejos:

Asegúrate de comprar mejillones bien frescos, que estén vivos (fundamental, si no no valen!). Para comprobarlo, debe estar la concha cerrada o, si está abierta, al darle un golpecito debe cerrarse de inmediato. En esta receta la materia prima es fundamental, así que asegúrate de llevar unos mejillones de calidad a la mesa.


Escrito por

0 Comentarios en “Mejillones al vapor”

  1. Pingback: Huevas de pescado aliñadas - Recetas de Escándalo

  2. Pingback: Merluza en salsa verde con almejas, muy fácil - Recetas de Escándalo

  3. Pingback: Cocochas o kokotxas al ajillo - Recetas de ¡Escándalo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *